Dar sin esperar nada a cambio

Todas nuestras reflexiones están escritas desde la humildad. Ni pretendemos saber más que nadie ni nos gusta dar lecciones; humildemente pensamos que tenemos cosas que aportar y sencillamente eso es lo que hacemos: ofrecer lo que tenemos.

Recibimos mensajes de gente que nos pregunta cómo es que las entradas del blog, incluso la propia descripción de los servicios de COCREANET son tan extensas en contenido. Nos dicen que “regalamos” demasiada información, que muchos otros sitios son más escuetos, ofrecen sólo pequeñas “píldoras” y que si luego quieres más tienes que contratarlos. En el poco tiempo que llevamos en el aire, nunca nos habíamos planteado, al escribir un post, si era o no demasiado, pero al pensar en ello hemos llegado a una conclusión: ¡¡no nos importa!!

darsinesperaracambio

Foto: Logo de Cocreanet

Para empezar, todas nuestras reflexiones están escritas desde la humildad. Ni pretendemos saber más que nadie ni nos gusta dar lecciones; humildemente pensamos que tenemos cosas que aportar y sencillamente eso es lo que hacemos: ofrecer lo que tenemos.

Además, nos conducimos, dentro y fuera de La Red, con honestidad. A lo largo de los años, en nuestra vida profesional, hemos acumulado experiencia y conocimientos: esas son las cosas de las que hablamos, ni más ni menos.

Pero también, como eje transversal, nos motiva el valor de compartir. La filosofía CO, la filosofía COCREANET, es precisamente eso: la convicción de que todos tenemos una faceta, o más de una, en la que podemos aportar valor a otras personas, a otras empresas, a la sociedad en su conjunto.

Nosotros mismos no seríamos lo que somos, ni sabríamos lo que sabemos, si no fuera porque el mundo, en su sentido más amplio, ha sido generoso con nosotros. Tenemos la suerte inmensa de haber tenido la oportunidad de estudiar, nos incorporamos a un entorno tecnológico en el que Internet se convirtió en la enciclopedia más grande que jamás hubieran soñado otras generaciones anteriores, y crecimos trabajando para personas y empresas que nos enseñaron regalándonos su propio conocimiento. ¿No es todo esto motivo suficiente para estar agradecidos?

Y  ¿qué menos que devolver una parte ahora? Damos sin esperar nada a cambio porque nos sentimos en deuda  y porque el espíritu CO es colaboración en su esencia. Sí, claro que necesitamos tener ingresos, ¡somos una empresa y vivimos de esto!, pero también sabemos que donde hoy nos pueden requerir, mañana podemos necesitarles nosotros; que la vida es un lugar con rutas de ida y de vuelta; que antes de pensar en recibir hay algo que queda en nuestra mano y que no depende de nadie más: dar, colaborar, compartir.

No es nada nuevo: las pequeñas empresas, como las personas humildes, hemos aprendido que colaborar entre nosotros es, muchas veces, mejor estrategia que competir. Y que aun en la competencia sana hay lugar para la generosidad. Gracias a todos los amigos de COCREANET.

También te puede interesar…

Consultoria un enfoque humanista y personal Liderando desde los valores lo que el trabajo voluntario ha hecho por mi vida
Consultoría un enfoque artesanal Liderando desde los valores Trabajo voluntario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *