Gamificación en proyectos de innovación

Utilizar la gamificación en los proyectos de innovación puede generar una propuesta de valor y mejorar la experiencia de usuario del producto o servicio que se esté trabajando, ya que a todos nos gusta jugar en cualquier momento de la vida.

Hablando con una empresa muy consolidada, surgió la pregunta del millón: cuando se desea generar una gran propuesta de diseño de servicio en la creación de una nueva línea de negocio, “¿Cómo conseguimos que los usuarios  estén enganchados a nuestro servicio?” lanzó la responsable del nuevo producto.

Gamificación proyectos innovación

Banco de imágenes de Pixabay, autor naturepost

Si fuera algo sencillo, todos conseguiríamos generar ese engagement tan idílico que buscamos, más aún cuando estamos definiendo una propuesta de valor y un servicio que ofrecer a usuarios y clientes, la solución no es tan sencilla; pero en los últimos meses, gracias a la mentorización de startups y en la creación de servicios, se está imponiendo una forma que consideramos muy adecuada de afrontar el reto, y esta fórmula es la gamificación.

¿En qué consiste este concepto? Su principio es muy sencillo de entender y muy difícil de conseguir: hacer que la gente desarrolle una serie de actividades que tienen un valor para la empresa o incluso para el propio usuario apoyándose en el juego. El proceso consiste, ni más ni menos, en trasladar la mecánica que existe en los juegos y aplicarla en el desarrollo de tareas profesionales.  De esta forma, conseguiríamos enganchar y hacer más ameno el proceso de algunas operaciones relevantes o, incluso, hacer más amenas acciones de formación para el propio interesado.

Esta dinámica, que parece sencilla, debe contemplar los siguientes aspectos:

  • Beneficios. ¿Cuáles son los beneficios que esperamos y que se espera tengan los jugadores? No hay que olvidarse que no sólo se juega por dinero, sino por temas motivacionales, sociales, etc.
  • Jugadores. ¿Quiénes serán? ¿Qué perfiles tendrán? Es fundamental empatizar con ellos para conocer sus habilidades, necesidades, problemas, etc…
  • Emociones que deseamos despertar. ¿Qué desea generar el juego? ¿Qué deseamos que se despierte cuando los jugadores estén realizando las acciones? No hay que olvidar que siempre se debe generar una emoción o sentimiento al jugar.
  • Dinámicas de juego. ¿Qué deberán ir haciendo? ¿Cómo se comienza? ¿Cómo se desarrolla? ¿Cuándo se acaba? Aquí debemos identificar aquellas barreras que surjan para poder realizar las dinámicas y simplificarlas lo máximo posible.
  • Normas de juego. ¿Qué deseamos se tenga que cumplir?¿Cuáles son las obligaciones de los jugadores? No puede valer todo, aunque hay algunos juegos que no tienen normas ni criterios.
  • Cuáles son los componentes del juego. ¿Cuáles van a ser las herramientas que ofrecerá el juego? ¿Qué componentes son necesarios para las dinámicas del juego? Se debe ambientar el juego con las habilidades relacionadas que deseemos obtener como beneficio.
  • Espacio donde se desarrolla el juego. ¿Dónde se hace posible la dinámica de juego? ¿Cuál es el alcance? ¿Tiene un escenario? ¿Tiene un fin el escenario? Puede ser un espacio físico, digital o mixto y podemos ambientarlo en alguna época concreta.
  • Costes para el juego. ¿Qué es necesario para que jueguen los usuarios?¿Requieren algún coste adicional para que puedan jugar? Debemos valorar si los objetivos a alcanzar justifican el coste que debamos consumir, como el tiempo o dinero.
  • Social y la relación con otros jugadores. ¿Cómo van a saber si ganan o pierden? ¿Quién va a ser el rival? ¿Lo van a poder comentar en su entorno social? Como en todos los juegos, debe haber relaciones con rivales físicos o virtuales.

Aparte de estas características, generar una dinámica sencilla, sin excesivas complejidades para que los jugadores no tengan barreras de uso, hacen posible que este proceso sea un éxito.

Cada vez más, la experiencia en procesos o los aprendizajes utilizarán este tipo de dinámicas porque ¿no era nuestro sueño en el colegio? ¿quién no quiere aprender o trabajar jugando?

 

También te puede interesar…

 
Innovación y sus significados Cómo construir tu producto Un proyecto de innovación…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *