Innovación y su relación con tecnología

Cuando se habla de innovación, mucha gente piensa inmediatamente en tecnología. Esta relación que parece tan directa, oculta otra serie de aspectos que son relevantes y por los cuales al hablar de ellas quedan eclipsadas.

Hay una gran empresa, a la cual tengo mucho cariño, ha cambiado su disposición estratégica. Ha incluido innovación en una dirección mayor relacionada casi de forma exclusiva con tecnología. ¿Es esto malo? Ni mucho menos, pero da que pensar a personas que sean externas que quieren constreñir a la innovación dentro del mundo tecnológico.

Innovación tecnología

Banco de imágenes de Pexels, autor pixabay

En los últimos años hay sensación de revolución social y económica basada en la tecnología. Este tsunami tecnológico está afectando a casi todos los aspectos de nuestra vida diaria. Raro ha sido aquel elemento de nuestras vidas que no haya cambiado por algún tipo de disrupción tecnológica reciente. Actividades como son leer un libro, hacer la compra diaria, escuchar música, pedir un transporte, pagar el alquiler o la propia relación con las entidades bancarias, ha cambiado de una forma absolutamente mágica. Personas que están fuera de esta avalancha consideran que su forma de actuar está siendo cambiada por los dispositivos móviles, tabletas o instrumentos similares que ya, finalmente, no son en absoluto de uso exclusivo de élites.

Evidentemente, al igual que está sucediendo en nuestra vida como personas individuales, también lo están viviendo las empresas de todos los sectores. Propuestas como son agrotech en el sector agrícola, insurtech en el mundo de los seguros o proptech en el sector inmobiliario han revolucionado las formas en las cuales se relacionaban las empresas entre sí y con otros tipos de clientes particulares.

Lo lógico, si no estás dentro y te dejas llevar por los medios de comunicación, es entender la innovación como una solución tecnológica. Como personas que hemos estado alrededor de la tecnología muchos años, hemos comprendido que lo realmente significante del concepto de innovación es el cambio sobre cómo se hacen las cosas. Este cambio de paradigma, confiere a la tecnología un papel de facilitador, pero nunca como un propio fin. Esto significa, en roman paladino, que la tecnología no es más que una forma de hacer los cambios innovadores posibles.

Cuando se habla de innovación, siempre pensamos que es otra forma nueva de afrontar un problema o situación y realizarla de otra forma con un impacto en el negocio (bien a nivel de ingresos o gastos, bien a nivel de mejora de percepción por el cliente) en caso de ser un negocio o bien en conseguir los objetivos sociales planteados como objetivo en empresas de carácter social.

Si lo planteamos con un ejemplo práctico, sería una historia como la siguiente. Si tenemos una empresa enfocada a la comercialización de servicios orientados a empresas, quizá haya un momento en el cual se estime de una manera estratégica que la forma de gestionar las cuentas de clientes y la fuerza comercial no están optimizadas y requiere una mejora significativa. Al afrontarlo como un reto de innovación, una propuesta sería que los agentes comerciales pudieran tener toda la información de sus clientes o prospectos de forma integral, de tal forma que pudieran enfocar sus técnicas de comercialización de forma más eficiente, consiguiendo dar una respuesta global al cliente, de tal forma que se pudieran conocer todos los puntos de contacto que el cliente, independientemente del interlocutor, se pueda visualizar el tipo de relación existente. Esto que hemos comentado, cambiará de forma significativa la función comercial actual, repercutiendo en la cuenta de resultados de forma directa al conseguir afinar más las propuestas planteadas, resolviendo problemáticas detectadas en la relación mutua. Todo este proceso, entre otras cosas, lo podría dar la implantación de un sistema CRM. Esta habría sido la forma de plantear la solución desde el punto de vista de la innovación, y no tomar la decisión de implantar un CRM y a continuación, ver todo lo que se puede incorporar a nuestra empresa, que hubiera sido el punto de vista de un enfoque de transformación digital.

 

También te puede interesar…

 
Innovación no es tecnología Esto va de personas y clientes Innovación y digitalización

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *