La revolución pendiente, IoT en entornos agro como base de innovación

Si la innovación ha cambiado la forma de entender un negocio, tal vez el entorno agro sesa su mejor ejemplo. La innovación pendiente es IoT para conseguir hacer posible la resolución de retos que nos pueden hacer más sostenibles tanto económica y social como medioambientalmente.

 

innovación IoT agro

Banco de imágenes de Pexels, Comida Sana amarilla de Karolina Grabowska

Hace no muchos años, los campos de cultivo de zonas rurales no tenían mucho que ver con lo que podemos ver hoy en día. Personas y animales, trabajando de forma conjunta, con un esfuerzo muy duro e intensivo en mano de obra de personas, que, de repente, la mecanización (otra palanca de transformación) ha transformado con el uso de maquinarias que han conseguido, de forma cada vez más eficiente, hacer tareas que era imposible pensar hace unos años en automatizar.

Como muestra, la vendimia. Cuadrillas de vendimiadores, cargados con cestos y/o cuévanos tomaban las líneas de vides y recogían de forma totalmente manual todos y cada uno de los racimos o carpetas de uvas que habían nacido. Ahora, con las cepas plantadas en parrales, máquinas recorren los viñedos recogiendo todas y cada una de las uvas sin apenas intervención humana.

 

 

 

La innovación ha cambiado la demografía rural en muchas zonas

 

Si esta incorporación de maquinarias en los entornos agro se ha producido en los últimos 50 años y ha tenido tanto impacto, desde nuestro punto de vista pensamos que hay una gran oportunidad y otra palanca que puede hacer un cambio similar en el mismo ámbito. Hay tecnologías que tienen un recorrido muy largo y, en este entorno como es el agro o forestal, por no decir en el mundo industrial, IoT es la revolución pendiente que puede generar un cambio manifiesto que transformará la forma de entender la operación y control de muchos procesos.

La medición, control y toma de decisiones para optimizar la gestión de muchos de los procesos a realizar en entornos agro o forestales, son susceptibles de ser automatizados utilizando este paradigma tecnológico. Además, con las distintas tipologías de sensores, con una multitud de posibles mediciones a realizar, se abren enormes posibilidades para implementar mejoras, apreciables desde un punto de vista de la calidad de los frutos, también optimizando ahorros asociados.

IoT en agrotech o forestal con otros posibles aliados

 

Si se entiende que la sensónica con su medición y respuesta son la base de IoT, hay varios aspectos que pueden favorecer un aumento significativo de sus posibilidades de uso y de acción. En la actualidad, en zonas fuera de núcleos urbanos o incluso dentro de ellos sin cobertura de datos de calidad, hacen muy complicado su implantación global, aunque propuestas de formas de actuales de comunicación utilizando tecnologías como es LORA (es una tecnología de modulación del tipo denominado de amplio espectro. Esto le permite tolerar ruido, caminos múltiples de señal y el efecto Doppler, mientras mantiene muy bajo el consumo de energía). Pero además, la tecnología 5G y su despliegue pueden ser el pistoletazo de salida para que este tipo de soluciones se expandan y se conozca un aumento desmesurado de este tipo de propuestas. Como muestra, esta noticia ya nos cuenta el proyecto 5G-Lean, cómo en una localidad de la provincia de Soria llamada Matanza de Soria, se ha convertido en el primer sandbox de pruebas de comunicaciones 5G para expandirlo y validarlo en el cultivo y elaboración de vino, así como en otras acciones que requieren ver el rendimiento en un entorno real, de tal manera que se pueda ver un ejemplo de agricultura 4.0 o de bodega conectada.

Con todo esto y conociendo cómo la hibridación de tecnologías se han convertido en la base tecnológica para proyectos de éxito, apostar por el uso conjunto de estas propuestas con Big o Small Data para gestión de patrones con explotación de datos, o bien propuestas basadas en Inteligencia Artificial, tanto con Machine Learning como con Deep Learning, por no hablar de otras relaciones con otras tecnologías exponenciales, como pueden ser impresoras 3D para dar respuesta a necesidades de piezas complejas y poco accesibles por su logística.

Todas estas propuestas y muchas más nos ofrecen un horizonte de posibilidades que deben aportar muchísimos beneficios para este tipo de mercados, sin olvidar y poniendo el foco en las mejoras para las personas, para la sociedad y al medioambiente.

 

También te  puede interesar…

Ideas para un sandbox rural Estrategia pública en innovación Emprender fuera de la ciudad

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *